¿Qué es una factura digital?

Posted by | 20 abril, 2015 | PYMES y autónomos | No Comments
factura digital
Share Button

La factura digital es el equivalente a la factura de papel, pero en formato electrónico. Tiene plena validez a efectos contables, fiscales y jurídicos. Debido al avance de las tecnologías, recomendamos a las empresas y Pymes conocer la normativa de la factura electrónica y aplicarla con plena normalidad en sus relaciones comerciales.

Normativa legal que regula la factura digital

Real Decreto 1619/2012, en vigor desde el 1 de Enero de 2013.

• Ley 25/2013, de 27 de diciembre, de registro contable de la factura electrónica en el sector público.

• Legislación Autonómica sobre la factura electrónica: Ley 10/2011 (Comunidad de Cataluña), Decreto 87/2010 (Comunidad Valenciana), Decreto 27/2013(Comunidad de la Rioja).

A partir del 15 de enero de 2015, la factura digital es obligatoria en todo tipo de facturación como proveedor de la Administración y Organismos Públicos, de ahí la enorme relevancia que la misma adquiere para las Pymes y autónomos.

Requisitos que ha de cumplir la factura digital

La factura electrónica ha de cumplir los requisitos exigidos en el Reglamento de facturación, y se distingue de la factura de papel única y exclusivamente porque se emite y recibe en formato electrónico.

• Debe contener los datos obligatorios de toda factura: fecha de expedición, nombre o denominación social de la persona o empresa que la emite con su correspondiente domicilio y número de identificación fiscal, nombre o denominación social de la persona a empresa que ha encargado el producto o servicio y viene obligada al pago.

Todo ello junto con su correspondiente domicilio y número de identificación fiscal, descripción del producto o servicio que se factura, importe de la base imponible, retención de IRPF (si la hubiere), porcentaje e importe del IVA, importe total, y fecha y forma de pago.

• Desde el año 2013 no es obligatorio que la factura electrónica esté firmada con firma electrónica emitida por un certificado oficial, aunque por mayor seguridad se recomienda que se adjunte dicha forma.

• El procedimiento de gestión de la factura electrónica es muy sencillo: se genera al igual que una factura de papel, si se quiere, se añade la firma electrónica, se guarda en un fichero de datos y se transmite de forma electrónica a su destinatario.

• El emisor de la factura electrónica está obligado a asegurar que la factura es plenamente legible, ha de garantizar su acceso al fichero en el que los datos de la misma estén guardados, así como su correcta descarga e impresión. Y, por supuesto, debe contabilizarse la factura en los ingresos de la empresa que la emite.

• Los formatos que admite la factura electrónica son: XML, PDF, HTML, DOC, XLS, JPEG, GIF o TXT y EDIFACT.

Ventajas de la factura digital

• La factura electrónica garantiza la autenticidad de la persona que la emite y de su receptor

• La factura electrónica impide que se altere el contenido de la misma

• La factura electrónica supone una disminución de costes: de papel, de personal, de soportes físicos para ser almacenada, etc.

• La factura digital permite agilizar todo tipo de transacciones

• La factura digital es mucho más segura e impide la falsificación de los datos contenidos en la misma.

• Con la factura digital se reduce la morosidad y el retraso en los pagos que la administración pública debe hacer a sus proveedores, permitiendo un mayor control sobre dichos pagos.

Desde el presente año, 2015, además de ser obligatoria la factura digital para facturar con la Administración Publica, también es obligatorio su uso para aquellas empresas con más de 100 empleados o que tengan un volumen anual de operaciones que supere los 6.010.121 €uros. Si tu intención es hacerlas con la mayor cobertura y facilidad posible, no olvides adentrarte en el mundo de la mejor conexión a Internet.

Share Button